El Pisco

08/12/2006

en Industria

El Pisco
Preparar un pisco sour es facilísimo, 3 copas de Pisco, 1 clara de huevo, jugo de limón, jarabe de goma o azúcar y hielo picado. Ponga los ingredientes en una licuadora, se baten bien y al servir se le echa un poquito de amargo de angostura, pero si no lo tiene no se angustie, igual saldrá bien. Eso es todo, así de simple es el peruanísimo Pisco Sour hecho a base de nuestro licor de bandera.

Pisco nombre ligado a nuestra historia

El Pisco es originario del departamento de Ica y lleva su nombre tomado de los pishkos que a su vez bautizaron a la villa de Pisqvi (piscuy) y más tarde al puerto de Pisco, el mismo puerto donde el General San Martín desembarcó para librar la lucha de la independencia, el mismo puerto que allá por 1859, tenía su muelle de lanchonaje que operaba en Pisco Playa. Felipe Guaman Poma de Ayala lo describió y dibujó en su libro “El Primer Nveva Corónica i Bven Gobierno”. Es decir Pisco es un nombre tan antiguo como la historia del Perú.

“Civdad La villa de Pisqvi de mucho pescado”,
Primera Nueva Crónica y Buen Gobierno, pag 1047.

Pishcos

Pero su historia se remonta a la colonia, a 1553, según cuenta el Inca Garcilazo de la Vega, cuando Francisco de Carbantes trajo a las costas de Lima, la Ciudad de los Reyes, las primeras simientes que fueron sembradas al sur de Lima. Antes, en épocas inmemoriales los pobladores del sur de Lima veían bandadas de pisscos o pishcos que anidaban en las islas pegadas al litoral. Esos pájaros con nombre quechua, le dieron el nombre a la playa de Pisco donde según relata en 1550 don Pedro Cieza de León, en su Crónica General del Perú, pishco es el nombre de los pájaros que dieron nombre a un río, su valle y al pueblo que cobijó. Pero no es el único historiador que habla de Pisco, Garcilazo de la Vega los menciona en sus Comentarios Reales y Felipe Guaman Poma nos recuerda, que la villa de Piscuy está a la orilla del mar al sur de Lima. Pishcos, Piscuy y los piskos que eran alfareros de las playas de Pisko fabricaron los recipientes de barro cocido, en el que almacenaron el licor que tomó su nombre: el pisco, tan peruano como la propia peruanidad, tan añejo como nuestra propia historia.

Desde el siglo XVI, en el Archivo de Indias, se cita muchas veces, dándole fe de partida de nacimiento, a nuestro pisco hecho por los piscos, que en las arenas ardientes de Pisco fabricaban el licor bajo esos cielos donde los pishcos volaban para anidar en las islas de las costas al sur de Lima, el mismo pisco que hasta fue motivo de riqueza heredada por testamentos.

No hay un “verdadero pisco”, hay un solo pisco y es nuestro.


Tema anterior:

Siguiente tema:

{ 0 comentarios… añadir uno ahora }

Comentar

Nota: Para evitar el spam, los comentarios son moderados antes de ser publicados.

*